Con una positiva evaluación se realizó la primera jornada para padres y apoderados del Propedéutico de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso, la que tuvo cerca de 35 asistentes, y que tuvo por objetivo abordar las características de los estudiantes con altas capacidades.

El programa Propedéutico, impulsado por la Vicerrectoría Académica, busca fortalecer la experiencia académica de estudiantes talentosos y con altas capacidades de cuarto año de enseñanza media, provenientes de establecimientos educacionales municipales y subvencionados de la región de Valparaíso.

“Este nuevo grupo de apoderados fue muy participativo y en general sus principales inquietudes apuntaron a la autoexigencia de los jóvenes, quienes presentan un alto perfeccionismo, evitan equivocarse y se frustran fácilmente cuando no obtienen los resultados esperados, no proviniendo esta fuente de presión de la familia”, explicó Andrea Marchant, coordinadora estudiantil.

La jornada estuvo compuesta de variadas actividades, las que consistieron en reconocer o descubrir fortalezas y debilidades, y comentar las expectativas que como padres tienen en sus hijos. Cabe destacar que esta será la primera de tres reuniones con los profesionales del programa, que posteriormente estarán a cargo de las psicólogas Paulina Oneto y María Maldonado.

Propedéutico PUCV se encuentra integrado al proyecto educativo de la PUCV y junto al Programa de Acompañamiento y Acceso Efectivo (PACE PUCV) y BETA-PUCV, busca propiciar la inclusión y equidad en la educación superior, destacando el compromiso de la Universidad el sistema educativo y la contribución de sus egresados a la sociedad.